Review de Citrus 10: “Winter of love”

Quick Chat

CARGANDO...

En el día de hoy, traemos a la sección de reviews el episodio número 10 de Citrus, emitido el 10 de marzo de 2018. En esta ocasión, nos encontramos ya en la recta final de este anime, con los últimos tres episodios de la serie que van enfocados al viaje escolar que las protagonistas van a realizar. Recordamos que las siguientes líneas contienen spoilers de los episodios emitidos, por lo que se recomienda verlos con anterioridad.

El episodio comienza con el acercamiento sentimental y sexual de las hermanas durante la noche de Navidad. Mei había abierto su corazón por primera vez en mucho tiempo, profesándole a su hermana todos sus sentimientos y agradeciéndole lo mucho que la había ayudado en su vida últimamente. Podemos recordar sucesos como el ataque al corazón de su abuelo, la acogida en su nueva casa, la reconciliación con su padre… Hechos en los que Yuzu le había dado todo su apoyo.

Ante esto, Mei quiso recompensar a Yuzu dándole lo que ella tanto deseaba, el propio amor de su hermana. Este agradecimiento acabó en un acercamiento sexual, creándose una de las escenas más eróticas que hemos visto hasta ahora. Pero antes de llegar al momento culmen de la escena, Yuzu vacila y rechaza a su hermana.
A raíz de esta situación, se forma un distanciamiento muy fuerte entre ambas que condicionará los próximos hechos.

Pasado unos cuantos días de Año Nuevo, Yuzu recibe la visita de Matsuri, quien acudió a su casa para que Mei le ayudase con los estudios. Al no estar, ambas mantienen una conversación sobre cómo ha continuado la relación entre las hermanas desde que Matsuri no se entromete. Yuzu le habla sobre su distanciamiento y Matsuri le hace reflexionar recordándole: “si quieres a alguien, debes ser más considerada con lo que siente”. A lo largo del episodio el tiempo pasa rápidamente y el alejamiento permanece entre Mei y Yuzu.

Con la llegada del día del viaje escolar añaden en el anime a dos nuevos personajes, Nina y Sara, dos hermanas mellizas que también van a realizar su viaje escolar a Kioto. Ambos personajes tienen un diseño bonito y atrayente pero su introducción tan tardía y su posicionamiento en la trama hacen que baje su valor.

La mañana de viaje, Yuzu se queda dormida por lo que a pesar de correr hasta la estación nuestra protagonista pierde el tren.
A su vez, Sara también pierde el suyo cuando decide ir a por el yuzubocchi que su hermana había olvidado comprar. Ambas chicas se encuentran en una tienda en la que Sara se disponía a comprar el yuzubocchi para su hermana. Entonces, y tras darse cuenta que su rumbo era el mismo, deciden tomar el tren juntas hasta Kioto.

Durante el camino, Sara le narra a Yuzu el encuentro que había experimentado esa mañana y que ha hecho enamorarse de una manera especial. Ese encuentro fortuito ha conseguido que esta chica sintiese que una fuerza superior le ha llevado hasta “la chica de su destino”. La convicción de Sara hace que Yuzu se plantee si realmente lo que siente por Mei es tan fuerte como lo que ella siente por esta chica.

Entre tanto, nuestras chicas llegan a la ciudad y deciden visitarla, haciéndose poco a poco más cercanas. En un momento de descanso, Yuzu decide contarle que ella también está enamorada pero que tras una discusión en Navidad, ella y su hermanastra ya no se hablan. Yuzu pone al día a Sara sobre los acontecimientos que ha vivido y rompe a llorar al darse cuenta de que cuando su hermana por fin se había abierto a ella, tuvo miedo y no pudo dar el siguiente paso. Ante esto, Sara le apoya, sin saber que ambas están enamoradas de Mei.

Este malentendido algo previsible, una presentación y separación repentina y drástica hace que el espectador pierda el factor sorpresa. Yuzu y Sara acaban por casualidad hospedadas en el mismo hotel, donde Sara y Nina se reencuentran. Además, Sara volverá a ver a su chica del destino a quien le preguntará su nombre, mientras Yuzu recibe una regañina por llegar tarde.

Ya entablada la noche, Nina pierde el yuzubocchi y decide buscarlo por todo el hotel. Cuando lo encuentra a la salida del hotel, escucha una conversación entre Yuzu y Mei, en la que hablan sobre por qué Mei no despertó a Yuzu y lo sucedido en Navidad.
Finalmente, Yuzu decide decirle que le gusta, a lo que Mei responde con una actitud fría y cortante, pidiéndole que olvide lo sucedido durante esas fechas.

La entrada Review de Citrus 10: “Winter of love” aparece primero en Ramen Para Dos.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*